Municipio de Villarrica enfrenta desastre invernal en zonas aisladas

Municipio de Villarrica enfrenta desastre invernal en zonas aisladas

23 Julio 2011

Más de 40 centímetros de nieve en algunos puntos de conflicto como Voipir Seco, Pino Huacho, Chesque Alto, además de Vegas de Lessio y Huillipilún.

Harold Manriquez >
authenticated user Corresponsal

Una nueva visita a terreno donde fue acompañado por parte de su equipo de emergencias y de la Unión Comunal de Juntas de Vecinos Rurales, fue la que realizó este jueves, el alcalde de la comuna de Villarrica, Pablo Astete, quien quiso ver personalmente el nivel de daño que ha provocado la presencia de nieve en la zona, la que no sólo ha dejado aisladas a algunas familias, cortando los accesos rurales, sino que se ha convertido en todo un problema, principalmente para los animales que se encuentran en los cerros, sin muchas posibilidades de poder conseguir alimento, salvo lo que queda guardado como forraje de sus propietarios.

Esta es una situación conocida por los agricultores y pequeños ganaderos de la zona, quienes en el último tiempo han evolucionado a nuevas formas de cultivo y preparación para los inviernos, “los que cada año vienen menos lluviosos y más helados”, como comentan.

Una situación que no deja de sorprenderles, principalmente por la dureza con que se ha dejado sentir en este año, aglomerando más de 40 centímetros de nieve en algunos puntos de conflicto como son: Voipir Seco, Pino Huacho, Chesque Alto, además de Vegas de Lessio y Huillipilún. Hay que recordar que Villarrica ya fue considerada como zona de catástrofe por las autoridades regionales.

Una tipología que le permitirá recibir algunas ayudas principalmente monetarias para enfrentar este mal tiempo que en otros puntos de la región, simplemente se ha transformado en una tragedia. Ayudas, que según estima el alcalde serán insuficientes de continuar el frente de mal tiempo y las continuas nevazones. “Estamos trabajando a tope con nuestra capacidad operativa, tanto de maquinaria como en el recurso humano, de tal manera de asegurar no sólo la trasnsitabilidad de nuestros vecinos, sino también de su bienestar.

De ahí que el apoyo que hoy nos está dando el Gobierno Regional mediante la coordinación en terreno del seremi de Educación y comisionado para la comuna, Eduardo Zerené, es fundamental”. comentó el edil. Seremi comisionado para la emergencia Fue así como pasado el medio día de este jueves, el seremi de Educación, Eduardo Zerené, quien fuera comisionado por el Gobierno Regional para hacerse cargo de la emergencia en la comuna de Villarrica, se reunió con el Comité de Emergencia de la comuna, encabezada por el alcalde Astete, con la finalidad de responder lo más rápidamente a todas las demandas de la población, de manera de coordinar la gestión del Gobierno en terreno.

De esta manera, la acción del seremi de Educación en Villarrica responde al decreto de catástrofe dictado por el Presidente de la República ayer, dando a conocer que actualmente los mayores problemas de la zona son de conectividad vial para la población, como las necesidades de alimentación y calefacción con urgencia para 285 familias de la comuna de los sectores más apartados, como una cantidad importante de animales que requieren forraje, “para lo cual estamos trabajando desde ahora mismo con la finalidad de ser proactivos en las necesidades de las personas que hoy han sido afectadas por las inclemencias del tiempo”, comentó.

Cabe recordar que según lo expuesto por el titular, su tarea en los próximos días será continuar monitoreando los trabajos que sean necesarias para responder a todos los requerimientos de la comuna.

Acciones que tras un par de llamadas, ya arrojaron sus primeros frutos, con la confirmación de la llegada a la comuna en las próximas horas de las primeras ayudas con: 80 cajas de alimentos, a las que el día viernes se sumarán otras 205 cajas más; así también se han contemplado 60 frazadas y 30 colchones; además de material combustible como carbón para asegurar la calefacción en cada uno de estos hogares afectados.

La ayuda se complementa con el arriendo de un buldózer, el que prestará funciones específicamente en el sector de Voipir Seco, el más afectado hasta el momento por las bajas temperaturas y la presencia de nieve, según fue explicado.